viernes, 25 de noviembre de 2011

CONCIERTO DESIERTO


Me martillea las ganas, la constante cadencia de tu angustia. Erosiona mi piel en tempo fijo, diapasón marcando heridas en pentágrama infligido. Acorde tras acorde, retumban los reproches y el silencio en coral perfecta. Compás de espera, el Si sostenido que no llega, una fusa confusa y el réquiem se completa.
Tocata y fuga; las partituras de cuerda, no son para el viento.

1 comentarios:

Isabel Barceló Chico me dijo:

Me encanta encontrarte tan musical. Un besazo enorme.