domingo, 2 de noviembre de 2008

TAITANTOS, MEA CULPA

Acabo de ver la película El Novio de mi Madre, de Michelle Pfeiffer. Reconozco que ella, junto con Meryl Street, son mis actrices fetiche; animales escénicos donde los haya.
Me ha dejado con una sonrisa pensativa. Y es que me he visto reflejada punto por punto en la situación, que no en el contexto. Mujer cuarentona-ya la palabra parece un insulto-, soltera, y sin espíritu marujil. En la película, Michelle se enamora de un chico de veinte y nueve. No es mi caso. Pero si que me empiezo a sentir como un pez fuera de su pecera en determinadas situaciones, como le pasa a la protagonista.
Hay una escena, en la que su chico la lleva a una discoteca; primera cita, ya sabéis, todo nervios e inseguridades. Ellos dos van a lo suyo, pasando del entorno. Me refiero a que ella no adopta una pose soycomovosotros, no intenta aparentar lo que no es. Simplemente está en una nube, deslumbrada por una persona que la hace sentir como si fuera el centro del universo. Y sin embargo, tiene que enfrentarse al desprecio burlón de los jóvenes que la miran como si fuera una alienígena.
Y yo me pregunto, qué está pasando. ¿Contar años es un delito?
Pertenezco a esa generación que creció dejándose la piel para prepararse más y mejor. Y nos convertimos la gran mayoría en excelentes profesionales de una inmadurez emocional impresionante. La mayoría de mis amigos están divorciados o infelizmente casados-sin contar con los solteros electos como yo-. Es lo que hay, no se puede ser bueno en todo.
Así que ahora hay una enorme cantidad de personas dispuestas a seguir viviendo en el mercado de las relaciones-del tipo que sea, no me refiero solo a las de pareja-. Y se encuentran con que no hay sitio para ellos. Al parecer, ese es un territorio privado, el coto de caza de los jóvenes. Menuda estupidez.
¿Qué pasa si quiero salir de copas y bailar toda la noche? No pretendo sentirme con treinta años, porque no los tengo, ni falta que me hace. Pero con mis recién estrenados cuarenta, puedo hacer lo que me de la gana, sin tener que sacudirme las miradas de quéridícula pegadas a mi espalda. Yo ya me he ganado el derecho a pasar de mi trasero tobillero, de la celulitis en los muslos o de las estrias. Ya no me hace falta un cuerpo perfecto para valorarme, porque yo ya se lo que valgo y no me voy a tasar en función del número de entradasAsaco.
Qué se supone que he de hacer a los mis años, ¿vestir de siesa, engordar en plan mamma italiana, tatuarme la lista de la compra en la frente? Lo tienen claro.
Así que no puedo evitar sonreir con condescendencia, a esa soberbia inmadurez que se cree la dueña del mundo. Porque olvidan que con suerte, con mucha suerte, algún día entenderán lo bien que te sientes a mi edad.

P.D.En realidad, aun no he sufrido en carnes esa situación, quizás porque yo no tengo vergüenza, o tal vez porque voy a mi aire y no me fijo en si cuadro o descuadro en un sitio. Tan bien es cierto que salgo poco. Llego al viernes reptando, así que últimamente mis findes son tipo marsupial. Habrá que hacer algo al respecto…
Y hablando de películas, el otro día vi Mamma mia y a poco acabo bailando sobre el sofá. Cómo me gustaría pasar, aun que solo fuera un día, en esa isla mágica; que todos los habitantes me cantaran Chiquitita cuando tuviera un mal momento, o acabar la jornada vestida de reinona drag bailando Dancing Queen. No estaría mal, nada mal.


Ahh, que sino lo cuento reviento. Laura me ha pedido que asista a su parto-vamos, presencial, no como médico-, y eso me ha emocionado más que si me nombrara madrina, porque se que simplemente por estar allí se sentirá más arropada, y porque voy a ser de las primeras personas que le vea la carita a su hijo.
Mil gracias laury, significa mucho para mi.

11 comentarios:

Oscura me dijo:

Pues yo creo que una persona de cuarenta años no descuadra en una discoteca. De hecho, en una boda, iba con un grupo en el que a la mayoría le faltaba poco o lo sobrepasaba y la verdad es que se lo pasaron mejor que nadie.

Supongo que a tu edad los complejos no importan.

Un beso, guapa

pd: Si ir con cuarenta a una discoteca te acaba resultando -aunque ahora digas que no - un problema, no te preocupes. ¡Te presto mis veinte!

Sefarad me dijo:

Veamos, 40, hace 20 años, por cuestiones culturales, sí era raro encontrarte con alguien de esa edad en una discoteca, que no en locales de copas. Ahora, 40, se mezclan entre el resto de la gente, naturalmente las que van a las discotecas son mujeres u hombres, que tienen ganas de divertirse, curiosamente lo mismo que el resto. Yo aún no llegué a esa edad pero por mi rostro aniñado (aún) no consiguen nunca adivinar mi edad pero resulta que por circunstancias de la vida seguramente tengo más experiencia que algunos de 60. ¿Por eso no puedo divertirme? Claro que sí, si tu tienes ganas de bailar, adelante, la misma gente que te mirará de arriba a abajo, lo hará con cualquier niña de 20 que sea de su grupo (esos sí que son inmaduros perennes).

nhat4 me dijo:

Hi you!
Your blog very nice!
Welcome my blog to watching video football Premie League, Serie A, La Liga , Bundesliga, Champions League…cool ….thanks for your visit!

http://football-youtube.blogspot.com

Pedro (Glup) me dijo:

Señor, qué problemas.
Vete donde te de la gana y que se tomen lo que quieran.
No, si te entiendo, no creas, lo que ocurre es que en mi centro de jubilados dejamos entrar a cualquiera, no preguntamos la edad, que nos encanta que vengan personas jóvenes (es que las viejas se nos van muriendo) y nos cuenten otras formas de vida, otras sensibilidades (hablando de eso a veces no me siento la mano derecha)
Que sí, que con cuarenta estás como tienes que estar, fenomenal, además nunca estarás más joven.
Y que me ha gustado tu página.
Beso tu mano.

Andaya me dijo:

Oscura: ¿que me prestas tus veinte? a ver...que con mis cuarenta, hacen sesenta ajajajaj me voy con Pedro Glup a los jubilados. No, en serio, de momento no problem. Además de que no soy mucho de disco, pero vamos, que si hay que ir se va.
Gracias reina.
Sefa: Como siempre,tienes razón; cuando me miran no lo hacen precisamente por mi edad. Pero yo si, y ganas me dan de repartir chupetes.
Bss
nhat4: Thanks you very much, but i don´t want spam in my blog. So please... go out and don´t come back.
Pedro: Anda, vete haciendome un huequito en el campeonato de parchís y en el viajecito a Andorra con el inserso (jajajaj qué jodío el niño)
Gracias por tu visita. Bss

Susy me dijo:

Andaya, cuanto tiempo!!!
me ha alegrado muchísimo tu visita por que volver me ha resultado difícil por causas ajenas a mi voluntad y, sí, tengo mucho que contar.
Sobre lo que comentas tú también habría mucho que decir y a mí tampoco me afecta para nada el sentido del ridículo por que, es verdad, que los años sientan muy muy bien. Allá los demás.
Hay otro aspecto sobre lo que tendré que escribir y es aquel que se refiere a las mujeres maduras o mayores que viven solas. La semana pasada pasó por mi consulta una señora en tal situación que es ridiculizada, trasteada, humillada por los jovenzuelos del barrio, además de casi lesionada.
Y nadie se quiere meter en el caso.
En fin, que me alegro mucho, repito, del reencuentro y te doy un abrazo.

Susy me dijo:

Que bien suena ABBA, yo también bailo con ellos fuera y dentro de casa jajajaja.

La sonrisa de Hiperión me dijo:

"En realidad, aun no he sufrido en carnes esa situación, quizás porque yo no tengo vergüenza,"

Bueno y que más da. La vergüenza, a estas alturas es para tenerla en sentido ajeno.
jajajaj
Saludos!

almena me dijo:

¡Pero si es que firmo cuanto has escrito, letra por letra! desde lo referido a la "cuarentena" hasta tu entusiasmo con ABBA.

:)

Besos!

Moonchild me dijo:

Los cuarenta son la mejor edad de la mujer. =D !!!
Espero llegar ahi con tanta lucidez como esa con la que escribes.
Salu2.

Andaya me dijo:

Susy: te reencontré y ya te he fichado, que-lo-sepassss
La sonrisa de Hiperión: míralo que mono él... esto...¿te han hablado de mis famosas collejas? jejejej porque andas a punto de cobrar.
Bss
Almena: Lo podemos decir má alto pero no más claro; George Clooney=maduro interesante, pero en cuanto una mujer abandona el tres...cuarentona. Hay que jds. Di que si, reivindico la generación del 68, buena cosecha.
Bsss
Moonchild: Por lo que te he leído, lucidez y sensibilidad ya tienes para dar y vender. Muy buen blog el tuyo (¿cómo está el peque?, mira que es rebonico)